Cuando el noviazgo no se ha vivido
Pregunta:
Mi hija nunca ha tenido novio, ¿qué le pasa?
Aproximadamente el 70% de alumnas/os de preparatoria
ha tenido novio/a. Este porcentaje se incrementa en un 10%
en cada año consecutivo.
Hay muchas razones por las que una joven puede no haber
tenido noviazgo hasta la preparatoria, desde ser un poco
tímido/a, no haber encontrado a la persona especial, ser un
poco exigente, no ver las señales de interés de otras
personas, temor al amor, desinterés por ocupar mucho
tiempo en otras actividades, las características del grupo
social y frecuencia de socialización, ho haber sentido algo
especial por una persona, tener un amor platónico, o
simplemente desinterés. Cualquiera que sea la razón es
importante no presionar a las y los adolescentes para tener
novio/a, puesto que el noviazgo es una experiencia
importante para la cual es ideal estar listo/a y desear la
vivencia. El insisitir en el noviazgo puede tener un impacto
negativo en quien por alguna razón no ha tenido la
experiencia. No significa ningún problema que su hija no
haya tenido novio, a menos que ella se sienta mal por eso o
crea que se debe a alguna característica que sería mejor
superar si le hace daño o daña a otros.
Actualmente la mujer tiene
un amplio panorama de su
sentido de vida. Por lo que
no tener novio no tiene
porqué significar algo
negativo. Es tiempo de
crecer en todos sentidos,
no sólo en el amor de
pareja.
Casi el 100% de las y los
jóvenes desean encontrar un
amor sincero. Sin embargo,
muchos/as de ellos/as
temen no encontrarlo, en
gran parte, por que creen que
debe de lograrse en la
adolescencia y por su escaza
experiencia de vida.