Sobrino adolescente con conducta inapropiada
Pregunta:
Me enteré que encontraron a  un sobrino adolescente, hijo de mi hermano, mostrándole su pene a mi
sobrina (hija de mi hermana) de 5 años. Estoy preocupada por mi sobrina. ¿Qué podemos hacer? Otra
cosa que me inquieta es si decirles a mis hijas para que estén más alertas. Gracias agradeceré su
respuesta.
Gracias por su confianza.

Hay diversos temas importantes en la reacción ante este evento.

Por un lado, es importante que se asegure, en la fuente más fidedigna posible, sobre lo que sucedió y cómo sucedió, para
evitar malos entendidos y daños innecesarios. Por ejemplo, sería muy triste que se perciba como abuso que el adolescente
haya salido de bañarse y la niña lo haya visto por esa razón.

Si confima lo que comenta, una conducta intencional, entonces, sería recomendable:
1. Hablar con su hermano, tratar de ayudarle a comprender que debe estar sucediendo algo con el adolescente para que
éste realice una conducta así con una niña pequeña, invitarlo a que más que sólo regañarlo, lo evalúe y averigue qué le
sucede, con apoyo terapéutico. Apoyar emocionalmente a su hermano como usted esperaría si el caso fuera en su familia.

2. Con su sobrina, si tienen dudas respecto sobre si han ocurrido otras situaciones semejantes, y no saben cómo obtener
esta información o temen preguntarle, también enviarla a evaluar y revisar el impacto de la experiencia en ella, felicitarla por
haber comentado lo sucedido y protegerla de que se sienta culpable de las consecuencias de la conducta en el
adolescente, así como mantener un periodo de vigilancia y mayor distancia entre el adolescente y ella. Esto le corresponde
a sus padres. A usted, en realidad, sólo le corresponde tartarla como siempre, con cariño y respeto y sólo estar alerta de si
la niña presenta cambios conductuales importantes.

3. Hablar con sus hijas. Si ellas son pequeñas, antes de contarles lo sucedido, averigüar a qué han jugado con el
adolescente, qué hacen, si en alguna ocasión se han asustado de algún juego y posteriormente explicar que hubo este
problema y que verán cómo hacer para que el adolescente aprenda a respetar. Pedir que no ofendan al adolescente ni a su
familia pero sí asegurar su protección y vigilancia y saber qué decir y cómo reaccionar si esto ocurriera con ellas.

4. Si sus hijas son, como comenta en el grado escolar, de sexto de primaria y secundaria, se puede hablar con ellas con
más claridad y preguntar si han observado alguna otra conducta extraña o no esperada y pedirles que se manejen con
cuidado mientras todo esto avanza en solucionarse. Pregunte a sus hijas directamente si el adolescente las ha molestado
sexualmente en algún sentido.